Comencemos por nosotros

15 Sep

Proclamar la paz para el mundo es un acto noble, igualmente trabajar por ella, así como por la concordia, igualdad, y la fraternidad entre los pueblos y los seres humanos. En coherencia con ese pensamiento comencemos entonces por nuestra patria, aboliendo el ejército. Seamos paradigma y digno ejemplo de trabajo por la paz. Esa fuerza pudiese ser transformada y destinarse de manera más efectiva y noble, para proteger a los ciudadanos ante desastres naturales, y servir en el justo combate contra, y para prevenir, el narcotráfico, tráfico ilegal de personas, crimen organizado y el terrorismo. Los recursos destinados para el ejército pudiesen destinarse a una labor noble para beneficio ciudadano: salud, educación, atención social; el bien común en general.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: