Cardenal Jaime Ortega

6 Sep

Amo a Dios y por consiguiente también al prójimo. No acostumbro a guardar rencor, y el odio trato de tenerlo siempre muy alejado de mi.

Soy un simple mortal, seguramente el más indigno de merecer el amor, perdón y misericordia del Señor, por eso me asombra que personas comprometidas con la verdad, que merecen mucho más que yo el amor, la misericordia, el perdón de Dios, omitan la verdad o eviten decirla.

El Cardenal Jaime Ortega, es un ministro de Dios llamado y bendecido por nuestro Señor. ¿Debe entonces mi Arzobispo decir la verdad, o callara o mentir; o evadir y omitir la verdad?

Dios bendiga al Cardenal, rezo por él, seguramente el también reza por todo su rebaño.

Cardenal el rebaño necesita que su Arzobispo le arrulle. Y que conozca lo que sufren aquellos cubanos que aman a Cuba, no quieren irse del país y defienden pacíficamente a la Patria.

¿Cardenal, en Cuba ya las personas no son encarceladas por pensar?

Ah, las Damas de Blanco continúan caminando todos los domingos. Lo aclaro porque su agenda es muy cargada y quizás usted no ha tenido oportunidad de enterarse.

Dios bendiga a Cuba.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: