El P.C.C. con miedo, y en retroceso

21 Abr

– Avancen hacia atrás, de lado, por el pasillo, que el fondo está vacío-, esa frase que suelo escucharle a los choferes de ómnibus, o de los abundantes camiones utilizados como medios de transporte para seres humanos en el país, retornó a mi mente mientras observaba las transmisiones televisivas del VII Congreso del estalinismo en Cuba. Quizás, porque aquella frase reiterada por los choferes pueda guardar relación con lo acaecido en estos días de reunión castrista.

 
Regresa la arenga y paranoia de la guerra fría, el lenguaje propio de la histeria; además del característico comportamiento de soldado y jefe superior. El “enemigo”, la “batalla”, el “imperialismo”, las “trincheras”…y toda la verborrea que algunos creían atenuada, ha vuelto como una frenética expresión de múltiples frustraciones castristas. La organización del estalinismo en Cuba, no sólo permanece hundida en el pasado, sino que renuncia a caer en el siglo XXI, se resiste a admitir la realidad. Y la vieja guardia no suelta, aunque dice confiar en su relevo se contrata ella misma de manera indefinida, o al menos por cinco años más; para que así puedan cumplir estos chicos sus 90 años, pero en el Comité Central. Muy desprendidos esos muchachones. El período Jurásico, de la Era Mesozoica, se caracteriza por la hegemonía de los grandes dinosaurios.

 
Por más triunfalismo y sobreactuaciones lo que pareció verosímil fue el comportamiento proveniente del miedo. Esta vez el temor estaba latente en aquellos reunidos, que dicen profesar la ideología oficial. El P.C.C sigue temiéndole al siglo XXI, y le huye y le aterra diluirse después de su particular período Jurásico. No se atreve el estalinismo tropical a competir con igualdad de oportunidades, y aspira a mantenerse como único partido; deposita su esperanza en la eternidad del totalitarismo. Los “revolucionarios” dicen contar con el absoluto apoyo del pueblo cubano, pero temen al pluripartidismo.

 
Sin ofrecer detalles Raúl Castro anuncia “modificaciones” constitucionales, reiterando la permanencia del artículo que atribuye al partido comunista su condición de partido único-Estado. Castro II habla de un referéndum para reafirmar la “irreversibilidad del socialismo”. El General intenta que cosas similares a los delirios suenen creíbles. No obstante, ¿cuál sería la pregunta del “referéndum”? ¿Podrá el pueblo responder si, o no, mediante el voto libre, directo y secreto? ¿Y los que opten por la opción diferente al régimen podrán hacer campaña a favor de su opción?

 
Lamento el daño medioambiental que puede significar 57 años amontonando papeles, acuerdos y consignas, inútiles para tener un país próspero y sostenible.

 

Sin embargo, todavía el primer secretario del P.C.C no explica cómo sus lineamientos lograrán prosperidad para Cuba. Cinco años después sólo ha implementado el 21% de las “actualizaciones” ¿Y los resultados de esa “implementación“?
Entre otras declaraciones durante estos días en la reunión comunista, se precisó que la iniciativa económica ciudadana no será otra cosa que un “complemento”, cuyas limitaciones el régimen llama “impedir la concentración de la propiedad y la acumulación de riquezas”. Por mucho que se esfuerce un trabajador por cuenta propia, nunca su iniciativa emprendedora podrá superar la precaria condición de timbiriche o economía para la subsistencia, y se encargará de ello el Estado, el único partido permitido y el gobierno. Pero el Ministro de Relaciones Exteriores, Bruno Rodríguez, serenamente declaró que sólo con el régimen la pequeña empresa privada puede florecer, y que el gobierno cubano es el garante del pequeño emprendimiento privado. Es difícil no reírse.

 
“Cultivo una rosa blanca”, dijo Obama, citando el conocido verso martiano, cuando le habló al pueblo cubano durante su visita a la isla. El VII Congreso del P.C.C. insistió en responder al discurso del presidente estadounidense en el Gran Teatro de La Habana, de una forma u otra. También responde a la Unión Europea, o a quienes presentan al castrismo como propiciador de cambios y mejoras para el pueblo cubano. Después de la política de acercamiento al régimen, desarrollada desde varias latitudes, el “portazo” de Raúl Castro contesta a las generosidades que ha recibido últimamente el dictador, las cuáles no sólo consisten en condonación de múltiples deudas económicas. El castrismo no cultiva una rosa blanca.
Y por supuesto, no hace falta ni detenerse en analizar la insistencia oficialista por presentar como “brillantez” la aburrida lectura (más de dos horas) del Informe Central, el primer día del cónclave.
Por otra parte, que Raúl Castro acuda a la aparición de su hermano en la clausura del Congreso estalinista, luce una respuesta muy semejante a la de un niño pequeño, algo así como:” Tata, sálvame que no sé ni lo que estoy haciendo… ¿metí la pata?” Además, presentar como “sorpresa” y “aparición” -así lo han hecho medios de comunicación oficiales en Cuba- la presencia de Fidel Castro en la clausura del congreso, es recurrir a términos empleados para hablar de los fantasmas.
Y a los cubanos, especialmente los jóvenes, que sueñan con largarse de la isla, el mensaje desde el P.C.C. no sirve para alentarlos a permanecer en la patria. El pueblo de Cuba sigue siendo para el régimen unos millones de súbditos. ¿Quién creyó lo contrario?
Tiene razón un buen amigo cuando me comentaba que lo único serio del gobierno cubano es su capacidad para hacer sufrir, el resto son bromas y mamarrachadas. Acertada observación
El VII Congreso significó otra pataleta gruñona que arrecia -¿peligrosamente?- el instinto carnívoro de los tiranosaurios. Quizás podamos pedir a los extraterrestres alguna fórmula para que una ideología fallida y el sistema castrista, valga la redundancia, funcionen.
Si Raúl Castro es pragmático, y el castrismo sirve al pueblo cubano ¿qué cosa es una hipérbole?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: