Petro, Petro, Petro

Creo que se me está cayendo el pelo. Y digo creo, para disimular mi certeza. Será mejor cortarlo, y no permitir que crezca como antes. Decidí tal cosa hace algún tiempo, y estoy feliz. Extraño el pelo largo y regado. Demasiado temprano llegó la calvicie…. ¡Podía demorarse un poquito más!

De mis recuerdos ya no quiero hablar cantaba la señora sentimiento. Su voz tiene algo peculiar. Tengo ganas de ver a Mary Poppins, y a la vez  me siento tonto. Veré la película, quiero ver a Mary Poppins.

Supercalifragilistìcoexpialidoso…repitiendo ese conjunto de letras encuentro una buena manera de expresar los sentimientos en el instante. Pero aún mejor sería volar con maletines y paraguas. Cantaré un tango. Y al besarte terminaré arrullando la canción con la que duermes junto a mí. Después escucharé la banda sonora completa de Los músicos de Bremen. ¿Te acuerdas de los dibujos animados rusos? Poco excitantes son los acordes que ahora mismo escucho. Gracias al violín se extingue la falacia sonora que interrumpe este momento, donde al mirarte busco encontrarme con tu beso.

Acéptame sin el espejo. Tómame como ofrenda perdurable y permíteme ofrecerme sin nada que entregar, tal como puedo ser. Acéptame, y con gratitud estaré besándote hasta que ya no logres verme. Vamos, quiero perderme allá detrás del viejo árbol. Quedémonos cerca del rio. Allí estaré.Para eternizar la primavera necesito que permanezcas junto a mí. Si de pronto llegase el otoño y no estás, tendré que largarme. Bramaría como un siervo sin agua en pleno desierto, o como el sonido que a veces escucho frente al mar.

Quiero decirte lo que no sé ni puedo escribir.

Bebí todo el café. Pasó el día y no pude dejar de mirarte. Entonces continúa en el suelo, para mojar tu piel y mientras parece que te baño tocar tus pies. Esperaré a que la tarde caiga, regrese el amanecer, y vuelva a ocultarse el sol, y anochezca y amanezca. No importa. No dejaré de besarte los pies. Después continuaré queriendo volar con paraguas y maletas, si tú vuelas conmigo.

¿Quieres volar?

Petro

 

 

colibri

Anuncios
Esta entrada fue publicada en articulos, El arte en cuba y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s